7 dic. 2010

Haikus

En cada luna
nuestros versos cálidos
inspiran vida

En tu mirada
se desprende un halo
de inconsciencia

la humanidad
no ve las crisálidas
sólo las armas

El crepúsculo
arranca ilusiones
a los sufrientes

En la zozobra
comprendo la vil guerra
nada merece

En el silencio
cada huella me suena
a esperanza

Cierro los ojos
basta para olvidar
la muerte lenta

Cada mañana
el sol me abraza suave
juego ilusa

Días cálidos
el brillo de tus ojos
en la distancia

Como un gato
runrunea tranquilo
cálida gota

Es armonia
la lluvia cae lenta
silencia todo

Cada suspiro
en la noche cálida
un grillo canta

La mariposa
elige cada vuelo
aún es joven

Nuestras palabras
la música silencian
rompen el hielo

En cada sombra
sonora y complaciente
se esconde una

No puedo saber
porque la luna gira
sin tu presencia

El roba sueños
para domesticarlos
y arrullarlos

Gatos nocturnos
seduciendo la luna
adormecidos

Maúllan sordos
enloquecidos siempre
noche cómplice

Soledad quieta
ahuyenta nostalgias
nido alegre

Huella felina
sobre tejados blancos
muda estela

Vuelve el dia
sigo imaginando
ya es fortuna

Siento tu llanto
fria desesperanza
en la penumbra

Duele tu canto
conmueve nubes blancas
desde lo hondo

Luna creciente
regálame la sombra
de tu corazón

Escucha siempre
la brisa pasa lenta
estoy plantada

El gato duerme
mientras el agua cuenta
las ilusiones

Estoy viajando
hacia los precipicios
de mi abismo

Camina sola
cruza las grandes aguas
busca sentido

Sigo viajando
en busca de sentido
hacia tu cuerpo

Con la mirada
dibujando tu cara
trastocada luz

Sangra la vida
las ilusiones muertas
esterilidad

Por el camino
los cerezos tienen flor
la gota sueña

Camino largo
para perder la vida
desde el olvido

Busco tu mano
cuando el sol se vaya
tras los recuerdos

Quiereme noche
algo mio se lleva
el dulce día

Es la música
canto del alma mia
sonatas tristes

No hay comentarios:

Publicar un comentario